Navarra Deportiva
Destacados

El Idoya despide por todo lo alto a su “Príncipe” Eneko Viana

Eneko Viana acabó el partido homenajeado por sus compañeros, por la directiva del Club Deportivo Idoya, por la afición de Oteiza y por los jugadores del Ardoi. El delantero que ha sido reconocido en más de una ocasión como el mejor jugador de Tercera dice adiós al fútbol “muy orgulloso” de su carrera. En el último partido en Iturtxipia y con el Idoya ya descendido a Autonómica reconocieron el esfuerzo, el trabajo y la dedicación del “Príncipe de Oteiza” que desde hoy deja al fútbol navarro un poco más huérfano. Eso sí, el Idoya gana un nuevo aficionado.

¿Qué se siente al recibir tanto cariño por parte de sus compañeros, afición e incluso de compañeros de profesión?

Después de tantos años de dedicación, de esfuerzo, de disfrutar, de llorar… acabar una carrera y ver el apoyo de la gente te hace pensar que algo has hecho bien y ya no solo en lo fútbolístico, sino también en lo humano. Es un orgullo poder colgar las botas de esta forma, sabiendo que la gente te tiene un cariño especial. Fue un día espectacular.

¿Se le queda sabor amargo por retirarse con el descenso del Idoya?

La verdad es que sí. Tenía la esperanza de que cuando dejase el fútbol el Idoya estuviera donde lo cogí que es en Tercera, pero egoístamente y pensando en mi que ya tengo 37 años es lo mejor. Sería un año más, que puede ser muy bonito o un desastre en lo personal, con lesiones y no estando al nivel que te gustaría… Se puede pasar de lo bonito del fútbol a estar amargado y no disfrutar.

¿Le ha costado tomar la decisión?

Creo que el que marca la decisión es el cuerpo y la cabeza. Cuando ves que quieres, pero recibes el mínimo golpe y te afecta el doble, no entrenas al 100% porque te impide llegar el domingo en condiciones. El campo está para gente que tiene un plus físicamente. Ves que es el momento y aunque quieras ayudar y apoyar al equipo, cada vez es más complicado.

¿Cómo valoraría su trayectoria deportiva?

Estoy orgulloso y aunque siempre he tenido dudas, viendo lo del otro día no me ha quedado ninguna duda de que dónde más me han cuidado y dónde más cariño he recibido es en Oteiza. Sin menospreciar al Izarra que siempre me han apoyado muchísimo. Pero es diferente. Es tu pueblo, tu gente, tus amistades, tu familia… Es un orgullo pertenecer a la familia del Idoya. En lo futbolístico no le doy muchas vueltas porque creo que cada uno juega donde tiene que jugar. No cambio el haber jugado en el Idoya por nada del mundo. Puedes jugar en más categorías, ganar más dinero en otros equipos, pero creo que lo del otro día no se puede pagar con dinero. Será difícil que un pueblo y una afición te hagan un reconocimiento como el del otro día. Cada minuto que pasa después de lo que pasó el sábado me siento más orgulloso de haber jugado en el doya.

¿Qué es lo que más va a echar de menos?

Lo que más voy a echar de menos, a parte de la afición de Oteiza que hagas lo que hagas te apoya y te anima, va a ser el día a día. La vida te lleva por unos sitios o por diferentes circunstancias, pero por ejemplo el día a día con compañeros como Joseba, Iosu, Zabala o Zudaire con los que tienes una amistad especial, haces más vida, te vas de vacaciones… Es lo que más duro se me va a hacer.

¿Le gustaría seguir vinculado al Idoya?

Me gustaría estar vinculado al Idoya toda la vida. De una forma o de otra, entrenando a los chavales, como directivo o lo que surja. Pero por ejemplo no me veo entrenando a gente adulta, no es algo que me haga especial ilusión en este momento. La verdad que ahora mismo lo que necesito es desconectar y estar tranquilo.

Más noticias en www.futbol948.com

Dejanos un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *